Historia de la Universidad

La Universidad de Sevilla se funda en 1505, cuando el arcediano de la Catedral de Sevilla, Maese Rodrigo Fernández de Santaella obtuvo una bula del papa Julio II. Esta bula autoriza para erigir en la ciudad de Sevilla un Colegio y Universidad y permitiéndole las enseñanzas de Artes, Lógica, Filosofía, Teología, Derecho Canónico y Civil, incorporándose en 1508 los estudios de Medicina en el Colegio-Universidad Santa María de Jesús.

En el siglo XVIII, bajo el reinado de Carlos III, se separa la Universidad y el Colegio estableciéndose en Sevilla la Universidad Literaria, adoptando en el sello la leyenda latina "Sigyllum Regiae Universitatis Litterariae Hispalensis"

Con la expulsión de los jesuitas en 1767, la Universidad hereda la Casa Profesa, ubicada en el solar de la actual facultad de Bellas Artes anexa a la Iglesia de la Anunciación, produciéndose el cambio de sede el 31 de diciembre de 1771.

En 1954 la Universidad, se traslada al magnífico edificio de la antigua Fábrica de Tabacos, instalarse las Facultades de Derecho, Ciencias y Filosofía y Letras, así como las oficinas del Rectorado, Secretaría y Biblioteca universitaria.

En la actualidad, el campus de la Universidad de Sevilla es la propia Ciudad sobre la que se extiende, de norte a sur, en nueve polos de influencia donde se pueden cursar estudios entre una amplia y variada oferta académica que abarca titulaciones de las áreas Biosanitaria, Científico-Tecnológica, Humanístico-Lingüística y de Ciencias Sociales. Por su permanente implicación en el desarrollo y transformación de su entorno y su contribución al progreso y el bienestar de sus ciudadanos, es una de las instituciones más arraigadas en Sevilla y con mayor vinculación a la vida cultural, social y económica de la ciudad, de cuya historia es difícilmente disociable.

Saber más...